El tratamiento para el Parkinson y otras enfermedades propuesto es una técnica basada en la acupuntura, aunque más compleja, y que se aplica con éxito en el tratamiento de enfermedades neurológicas y en el tratamiento de otras enfermedades.

Mediante unos microimplantes de titanio aplicados debajo de la piel y en el cartílago del pabellón auricular, la terapia ha permitido a numerosos pacientes de todo el mundo mejorar su estado de salud en enfermedades tan graves como la Enfermedad de Parkinson, la Esclerosis Múltiple (EM), el Síndrome de Piernas Inquietas (RLS) y otros trastornos neurológicos.

Para conseguir este efecto se implantan pequeñas agujas de titanio debajo de la pìel y en el cartílago de la oreja. Los microimplantes provocan un estímulo permanente natural, que es transmitido inmediatamente al cerebro dando lugar a su efecto terapéutico.

El método de la aguja permParkinson conexionanente fue descubierto en el año 2001 por el médico e investigador alemán Ulrich Werth. Con posterioridad se ha perfeccionado el método, se ha ampliado el espectro de los puntos de implantación en función de los síntomas y, lo más importante, se utilizan únicamente agujas de titanio medicinal con una superficie adecuada.

En el caso de la enfermedad de Parkinson, las células de la sustancia negra producen un neurotransmisor llamado dopamina, que regula otras áreas del cerebro responsables del control de la movilidad. Las alteraciones en la función de la sustancia negra, aumenta la rigidez muscular, disminuye la movilidad y la flexibilidad y produce temblor, aparte de trastornos del equilibrio y la estabilidad y otros síntomas.